Idioma
  • Deutsch
  • English
  • Español
  • Français
  • Italiano
  • Português
  • f. 216r, Juan se postra a los pies del ángel

    Beato de Liébana, códice del Monasterio de Santo Domingo de Silos, Burgos

    Cristo en majestad, entronizado e inscrito en la mandorla, que sostienen un querubín y un serafín, aunque sin el correspondiente número de alas, preside esta composición, estructurada a partir de tres franjas de colores planos: azul oscuro, azul más claro y naranja.

    En el registro central, san Juan se postra ante el ángel enviado como gesto de adoración, pero el ángel le dice que no es a él a quien debe adorar sino al Señor, ya que él es tan siervo como Juan.

    El apóstol vuelve a aparecer en la franja inferior, portando el libro en el que ha escrito las visiones del Apocalipsis. Se sitúa frente a una representación de las siete iglesias, evocadas por otros tantos arcos de herradura, superpuestos en dos cuerpos. Bajo cada arco, una inscripción indica el nombre de cada una de las iglesias.

    Para esta imagen, el miniaturista ha puesto especial empeño en el dibujo de los personajes, los pliegues de las vestiduras y en los objetos.

    Ángela Franco Mata
    Jefa del Departamento de Antigüedades Medievales del Museo Arqueológico Nacional
    (Fragmento del libro de estudio Beato de Silos)