El arte en miniatura de las joyas manuscritas de M. Moleiro


El Real Casino de Murcia acoge, a partir del próximo miércoles, la exposición ‘El arte como símbolo de poder’, de la editorial gallega. La muestra se compone de una treintena de las más bellas réplicas de libros antiguos y códices ilustrados durante la Edad Media y el Renacimiento.
 
A. G. R.
 
Reunir en una exposición una selección de tesoros bibliográficos tan representativa y selecta como los que encontraremos a partir del próximo miércoles en el Real Casino de Murcia supera con mucho los sueños que hayan podido tener coleccionistas tan notables como Margarita de Austria, el Duque de Berry, la zarina Catalina la Grande o Petr Dubrowsky.

“Existe un universo de obras de arte con pinturas de pequeño y hasta de minúsculo formato que permanece en el silencio de los archivos de grandes bibliotecas y museos del mundo, vedados durante siglos al conocimiento de las gentes por su gran valor económico y artístico y la dificultad de su exposición. Por ello, la pintura que se esconde entre los folios de los códices es la más autentica, ya que el 99% de la pintura mural y sobre tabla de la Edad Media y el Renacimiento quedó alterada por distintas intervenciones realizadas durante siglos”, explica la editorial del gallego Manuel Moleiro, uno de los mayores expertos a nivel mundial en códices y libros antiguos.

Semejante estatus lo ha conseguido al consagrar los últimos 25 años de su vida a la clonación de pergaminos, mapas y manuscritos de siglos pasados. Las mejores bibliotecas del mundo han confiado en sus manos y en las de su equipo para hacer el trabajo. Un recorrido por todos esos documentos copiados al detalle se podrá realizar en una exposición (El arte como símbolo de poder: manuscritos iluminados de los siglos X al XVI) que se inaugurara el próximo día 25 y que pone al alcance de manos y pupilas curiosas casi una treintena de códices excepcionales que han preservado en sus folios, durante siglos, el conocimiento más elevado y el arte más sublime de la Edad Media y del Renacimiento.

“Un cuadro, una escultura están hechos para ser exhibidos; su propia estructura es la idónea para tal fin, pero un códice miniado no puede verse en su totalidad mas que pasando, uno tras otro, sus folios.
 La cuestión que se plantea M. Moleiro y su razón de ser es precisamente esta: difundir esas obras de arte con forma de libro para que puedan salir de los archivos inaccesibles y ser tocadas, estudiadas página a página y garantizar su conservación para generaciones venideras”, explican los organizadores de la muestra.
 
Una biblioteca de ensueño que incluye Biblias concebidas como autenticas pinacotecas encuadernadas, los libros de horas más suntuosos, tratados fundamentales de medicina, alquimia, botánica, cinegética, sexología... ilustrados con bellísimas pinturas, los monumentos cartográficos de la Época de los Descubrimientos, las Beatos más hermosos que se conservan, etc.

«El súmmum del gótico»

Entre las piezas expuestas figurará la última joya que la editorial ha replicado, el Libro de la Caza de Gaston Fébus, cuyo original custodia la Biblioteca Nacional de Francia y que data del siglo XV. Se trata de un lujoso manuscrito dictado por Gaston Fébus –conde de Foix y vizconde de Bearne entre el año 1387 y 1389– que alberga en sus páginas 87 miniaturas de una calidad impresionante y que representan “el súmmum del gótico internacional”. A su contenido técnico –instrucciones para los cazadores– y de carácter naturalista –estudio de los animales que intervienen en las cacerías: perros, ciervos, conejos, osos...– se suma un profundo trasfondo espiritual, y es que Fébus presenta la caza como un ejercicio de redención que permite el acceso directo del cazador al Paraíso.

En todo el mundo, quedan sólo 44 copias del manuscrito inicial. No obstante, el depositado en la biblioteca parisina es “la copia mas importante. Son ejemplares diferentes unos de otros con un hilo conductor que es la historia. Hay que entender que, al igual que ahora pasa con los bolsos o ropa de los mejores diseñadores que se copian, en el pasado también se copiaba mucho, incluidos los libros. No obstante, el que clonamos es el más bonito de todos”, señalaba Moleiro en una entrevista con esta casa. Tal es la relevancia de esta obra –y de esta detallada copia– que la exposición se inaugura, a las siete y media de la tarde, con la conferencia El Libro de la Caza de Gaston Fébus: la excelencia del gótico internacional, a cargo de Elisa Ruiz, catedrática emérita de Paleografía y diplomática de la Universidad Complutense de Madrid.
 
Además de la ya citada, destacan en esta exposición, entre otras, los libros de horas de Carlos de Angulema (padre de Francisco I de Francia) y Enrique IV de Francia y III de Navarra. Ambos tienen sus originales, también, en la Biblioteca Nacional de Francia, donde también podremos encontrar otra de las réplicas más célebras de Moleiro: el Atlas Miller, considerado el más valioso monumento cartográfico de todos los tiempos, o El Libro de la Felicidad, una compilación de distintos tratados de índole científica y astrológica en torno al concepto de Felicidad. Ambas podrán disfrutarse también a partir del próximo miércoles en el Real Casino de Murcia.

Otra de las grandes fuentes documentales de Moleiro es el museo de la Biblioteca Británica de Londres, que estará representado en la muestra a través de las copias del Breviario de Isabel la Católica, el Tractatus de Herbis, el Apocalipsis de Val-Dieu y Apocalipsis y vida de San Juan en imágenes.
 
 
LIBRO DE LA CAZA, DE GASTON FÉBUS
Bibliothèque nationale de France

El Libro de la caza, dictado a un escriba por Gaston Fébus, conde de Foix y vizconde de Bearn, entre 1387 y 1389, fue la obra de referencia para todo aficionado al arte de la caza hasta finales del XVI. En lugar de limitarse a los aspectos técnicos de la actividad, presenta la caza como un ejercicio de redención que permitiría al cazador el acceso al Paraíso.
 
LIBRO DE HORAS DE CARLOS DE ANGULEMA
Bibliothèque nationale de France

Este libro de horas realizado para Carlos de Angulema (padre de Francisco I de Francia) es, sin lugar a dudas, la obra más personal de Robinet Testard, uno de los pintores más originales que Francia haya conocido. En las primeras páginas, destinadas al calendario, descubrimos escenas que nos sorprenden por su originalidad. Por otra parte, Testard introduce paisajes exóticos, elementos botánicos, y mezcla escenas mitológicas con las de temática religiosa, las cuales también son, a su vez, muy particulares. Así, en las composiciones del ciclo de la Pasión, Testard se inspira en la técnica del grabado y dota sus pinturas de un colorido intenso y vivo, lo que permite una mejor percepción de las escenas.
 
LIBRO DE HORAS DE ENRIQUE IV DE FRANCIA Y III DE NAVARRA
Bibliothèque nationale de France

El nivel de fastuosidad de este libro de horas es tal que Enrique IV de Francia y III de Navarra quiso vincularse a él estampando su escudo de armas en la encuadernación. Resulta evidente al abrir este manuscrito que estamos ante un caso único y excepcional; sus folios brillan, literalmente, con miles de luces, esto es lo menos que se puede decir de un códice en el que todas las páginas con texto tienen un fondo completamente dorado. Además, el rico conjunto iconográfico es uno de los raros ejemplos de una obra de finales del XV y principios del XVI realizada en grisalla con reflejos en púrpura.
 

 

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Saber más x